Quien afirme que con el retorno termina todo…

Aterrizaje y reintegración

Nina y Vincent

Localización: India

Organización: Deutsch-Indischen Zusammenarbeit e.V.

Weltwärts es un servicio de aprendizaje y formación. Los voluntarios traen una gran maleta llena de impresiones y experiencias individuales de su año en el extranjero y tienen que reorientarse después de su regreso. ¿A dónde va el viaje? Qué hacer con todo lo que han aprendido y experimentado. Vincent Gstettenbauer y Nina Wiedemann estuvieron en la India a través de la organización de envío de la Deutsch-Indische Zusammenarbeit e.V. y han participado en varias áreas desde entonces.

Un cielo gris y encapotado, lúgubres construcciones de hormigón en el aeropuerto y calles desiertas a unos húmedos 5 °C. ¿Es eso lo que cabe esperar de las primeras horas tras mi retorno a Alemania, después las hospitalarias, estrechas y familiares amistades que he hecho durante mis ocho meses en India? ¿O más bien a mis amigos y amigas, que vinieron a recogerme a la terminal radiantes de felicidad? ¿O a mi familia, que me sorprendió ilusionada en casa con un gran desayuno sobre la mesa?

Lo que yo espero y lo que esperan de mí

Los primeros días y semanas fueron esenciales de cara a determinar qué me traería y conservaría conmigo de mi servicio de voluntariado. Cómo lo vería en el contexto de mi vida posterior en Alemania, y con qué intensidad me involucraría en temas de desarrollo. Al igual que la mayoría, presté mi servicio de voluntariado justo después de la etapa escolar. Y dado que, tras el retorno, no siempre se inicia inmediatamente una formación profesional o unos estudios universitarios, no tarda en surgir la pregunta: ¿y ahora qué?

Justo después del retorno, mi propio país me resultaba extraño. Al mismo tiempo, me encontraba desorientado ante mi vida pasada. En el esfuerzo de reintegración, mis amigos, amigas y familiares fueron mis principales apoyos. Me hacían sentir valioso, y a menudo me apoyaron a la hora de tomar decisiones difíciles. Sin embargo, la familia y las amistades apenas se hacen una idea de lo difícil que puede ser volver a encontrar en Alemania su lugar de origen.

Analizar con los voluntarios y voluntarias retornados los problemas, las experiencias, las perspectivas y las oportunidades suele ayudar, aporta nuevas ideas y tiene un efecto enormemente equilibrador e inspirador.

Los voluntarios se sientan en un círculo de sillas afuera.
Un grupo de voluntarios weltwärts en el seminario intermedio en Nagpur, India.

Mientras prestaba el servicio de voluntariado, llegué identificarme, al cabo de un tiempo, con una estructura de tareas casi siempre bien definida. Ahora, de pronto, me veo solo ante retos y decisiones que determinarán el resto de mi vida. Justo en este punto es donde ha demostrado ser provechoso conectarse en red con otros voluntarios y voluntarias y con la organización de intercambio: analizar con los voluntarios y voluntarias retornados los problemas, las experiencias, las perspectivas y las oportunidades suele ayudar, aporta nuevas ideas y tiene un efecto enormemente equilibrador e inspirador.

Nosotros, los antiguos voluntarios y voluntarias, debemos utilizar nuestra mirada crítica y nuestra voluntad de construir para sensibilizar a las demás personas en cuestiones de desarrollo y contribuir a que el mundo sea un poco mejor.

El puesto de información sobre Pfif con varios materiales  en la celebración del aniversario "10 años de weltwärts" en Berlín 2018.
Representación política de los voluntarios en el décimo aniversario de los 10 años de weltwärts en Berlín 2018.

Transmitir experiencias – comprometerse en materia de desarrollo

Hasta qué punto son compatibles la vida y los hábitos anteriores a weltwärts con las experiencias acumuladas durante el servicio de voluntariado, y qué conclusiones extrae de ello cada persona, sigue siendo en última instancia una decisión puramente individual. Evidentemente, las contradicciones son inevitables. Pero quien afirme que con el retorno y la finalización del servicio en sí termina todo, se equivoca de lleno. El programa weltwärts se concibe como un programa de aprendizaje e intercambio global, y tiene, además, el propósito de que los voluntarios y voluntarias vuelquen el espíritu y las experiencias del periodo activo en un compromiso en materia de desarrollo en Alemania. Nosotros, los antiguos voluntarios y voluntarias, debemos utilizar nuestra mirada crítica y nuestra voluntad de construir para sensibilizar a las demás personas en cuestiones de desarrollo y contribuir a que el mundo sea un poco mejor.

De Nina Wiedemann y Vincent Gstettenbauer